Mujer

Javiera Larraín: “Hay que denunciar, no solo quedarse en las palabras”

Por: - 17 de Marzo de 2017

The Clinic entrevistó a la mujer que fue ofendida por dos hombres en pleno metro Tobalaba.

28 compartidos

El pasado jueves les contamos sobre el caso de Javiera Larraín, una joven de 29 años que fue ofendida en pleno metro Tobalaba por dos hombres. Mientras ella comía un cono de helado de vainilla, un hombre se le acercó y le susurró al oído: “Oiga, que le gusta chuparlo, mijita”.

Acto seguido tiene un enfrentamiento con un hombre ‘terneado’ quien la enfrentó diciéndole: “pa que tan histérica, que le dai color. Si el loco, fuera rico o lo encontrarai guapo estaría muerta de la risa”.

Tras un cruce de palabras -muy hostil- Javiera decidió tirarle el helado encima, respondiéndole de forma épica: “pero, compadre, qué le dai color, si tú me encontrarai guapa o rica, estariai cagado de la risa, o no? Pa qué tan histérico?”.

La denuncia que compartió en Facebook se viralizó a tal punto que más de doce mil personas han compartido su testimonio. ¿Qué pensará Javiera sobre su episodio y cómo han reaccionado las personas en redes sociales? La joven habló con The Clinic sobre el tema y esto fue lo que dijo:

Sobre tirar el helado

No, fue instintivo. Además, el helado me había costado plata y no quería tirarlo, jajaja. Pero era la sexta vez que me repetía que todas éramos unas histéricas, que sobre dimensionábamos esos piropos tan galanes que nos estaban llegando todos los días en la calle. Me repetía que si hubiese sido un hombre guapo, yo no habría reaccionado así. Y eso lo decía sintiéndose él un hombre guapo, cosa que me molesto aún más por su poca empatía. Siento que pensaba: ‘por ser guapo, me siento con el derecho de poder decirte lo que yo quiera’. Lo único que le faltó fue decirme que yo no creía en la libertad de expresión.

Sobre los los comentarios que te tratan de resentida o que “le dai’ color”

La mayoría de los comentarios han sido positivos pero la gente que me trata de histérica o dice: ¿pa’ qué lo cuenta?, les diría que lo cuento porque quiero y porque para eso son las redes sociales, el diálogo es connatural a las personas. Pero lo más impactante fue que me escribieron muchas mujeres de manera interna a mi Facebook contándome sus historias de acoso. Eso fue súper heavy porque no soy terapeuta ni tengo ninguna competencia para contener ese tipo de situaciones y aún así, sentí una especie de responsabilidad por responderles a todas. Algunas me daban las gracias por compartirlo y por darles la fuerza para sacar la voz y otras me contaban sus historias. Yo siento que es como para cerrar un ciclo y que se sentían invitadas a contarme lo que les había pasado. Hablarlo es súper terapéutico y es el primer paso para que uno pueda superar ese mal rato o situación.

Su mensaje para las mujeres que por miedo o inseguridad se quedan calladas

Las invitaría a contar lo que les pasó. Sé que en algunos casos es súper difícil pero no tiene que ser público necesariamente. Muchas veces hay un familiar, un amigo o una red de soporte: hay que buscar instancias para sentirse contenidas. No sé si soy ilusa o positiva pero creo que cada vez hay más solidaridad y compañerismo entre las mujeres. Pero hay cosas que hay que denunciar, no solo quedarse en las palabras.

¿Quieres leer la entrevista completa? Revísala en The Clinic.

Artículos Relacionados

Déjanos tu comentario